TRATAMIENTO POR INDUCCIÓN

alt

Es un tratamiento localizado superficial que mantiene la estructura de núcleo original. Aplicado a componentes férricos permite mejorar las propiedades mecánicas de áreas localizadas mediante la obtención de superficies duras, resistentes al desgaste, gripaje, fatiga e impacto, dotando además de una mayor resistencia a la tracción y torsión en elementos de transmisión. Además se minimizan las deformaciones.

El proceso es electromagnético y consiste en la aplicación de una corriente eléctrica variable a un inductor o bobina con una potencia y frecuencia específicas que induce un campo magnético variable y que provoca un calentamiento a una pieza férrica situada dentro o en las proximidades del inductor por pérdidas de histéresis magnética y de efecto Joule. Este calentamiento se produce en la capa superficial de la pieza hasta la temperatura de austenización en función de una serie de parámetros controlables (potencia, frecuencia, tiempo, diseño y acoplamiento del inductor…). Para que la transformación estructural se complete, se debe refrigerar la pieza rápidamente mediante una ducha o por inmersión generalmente de polímero.

Los espesores de capa templada varían principalmente según el tratamiento sea de alta frecuencia (HF) o de media frecuencia (MF).

Además de estar especializados en grandes series (con sistemas automatizados de alimentación), también se tratan series pequeñas y piezas unitarias.

Diseñamos y fabricamos nuestros propios inductores. Contamos con una familia de más de 2000 unidades.

GALERIA DE IMAGENES